La niñez puede presentar problemas que parezcan poco importantes, pero no todos los niños son capaces de manejar las situaciones y estímulos de la misma manera, lo que les lleva a sufrir en silencio o a mantener ciertos comportamientos que ni los propios padres comprenden. La ayuda de un profesional puede ser importante para identificar, comprender y reconducir estos síntomas desde la niñez.

Nuestro gabinete psicopedagógico ofrece atención de orientación educativa, consulta pedagógica y consulta psicológica. El obejtivo es responder a las demandas psicopedagógicas que precisen nuestros alumnos.

psicopedagogico

En su camino hasta la edad adulta los niños pueden encontrar ciertas dificultades que se ponen de manifiesto bien en la escuela – un bajo rendimiento académico o una pobre integración en el grupo de iguales – bien en otros ámbitos – malas relaciones con algún miembro de la familia, problemas de conducta – y que hacen recomendable el apoyo puntual de un psicólogo o un pedagogo.

Hay periodos que son especialmente sensibles en el desarrollo evolutivo y emocional del niño donde se pueden presentar problemas con más frecuencia:

A los 3 años el niño ha desarrollado de forma muy básica las capacidades que lo definen como ser humano y es el momento en el que inicia la escuela y se le empieza a exigir cierto control de su comportamiento.

A los 7 años hay otro salto, el niño ha desarrollado su capacidad cognitiva de forma rudimentaria y empieza a interiorizar las normas sociales. Es el momento de iniciarse en la enseñanza primaria lo que supone un gran reto para él.

Otro gran momento se sitúa entre los 12 y 14 años, donde empieza a ensayar sus maneras de adulto. Aquí el niño tiene que poner en práctica muchas de las cosas que ha aprendido a lo largo de los años previos, vivirá experiencias que le marcarán y se terminará de configurar su personalidad. A nivel académico se da el paso a la enseñanza secundaria que implica realizar elecciones sobre su futuro.

La adolescencia es un momento culminante en el desarrollo de cualquier persona. Se trata de la transición del niño al adulto. En estos años se termina de consolidar la personalidad y aunque el adolescente no sea consciente, se toman decisiones que van a condicionar los años futuros.

Son momentos especialmente vulnerables para la aparición de bloqueos o problemas que se manifiestan de muchas formas: bajo rendimiento en los estudios, malas relaciones familiares, dificultades con el grupo de iguales o en las relaciones sentimentales.

NECESIDADES EDUCATIVAS ESPECIALES

Nuestro departamento pedagógico nace como iniciativa para tratar de cubrir todas aquellas necesidades educativas especiales que pueden surgir durante la infancia, adolescencia y edad adulta en materia educativa. Damos apoyo escolar y trabajamos con alumnos de diferentes diagnósticos de necesidades educativas especiales (dislexia, discalculia, hiperactividad, TDH, autismo…)

Dependiendo de cada alumno, su situación, diagnóstico y características, ofrecemos distintos tipos de apoyo; en grupo, sesiones individuales o apoyo mixto.

El centro cuenta con un equipo interdisciplinar que ofrece un servicio integral en el campo de la educación y la formación. Estamos especializados en todo tipo de dificultades de aprendizaje desde infantil hasta bachillerato, tales como: dificultad en la lectoescritura, velocidad y comprensión lectora, memoria, concentración, atención, percepción, razonamiento lógico, expresión escrita y oral, etc.

Fomentamos al máximo la autonomía del alumno, así como sus capacidades y habilidades, a través de una atención individualizada y personalizada que nos permite conocer bien al alumno con el fin de ayudarle a mejorar su rendimiento académico y solventar sus dificultades de aprendizaje.

Nuestro principal objetivo es motivar al alumno para que sea capaz de sentir curiosidad y de explorar.